Policiales

Pertubador: el largo camino que hicieron los asesinos de Espinoza para arrojar su cadáver

Determinados y sin ninguna clase de piedad.

Así fueron quienes intervinieron en el crimen del trabajador Luis Armando Espinoza, quien desapareció el viernes 15 de mayo en el paraje El Mencho, en circunstancias en que varios policías irrumpieron durante un festival de carreras cuadreras. Fue la última vez que vieron con vida a Espinoza.

Los peritos científicos y los efectivos que formaron parte de la dura pesquisa  realizada hasta dar con el cadáver de quien sería el trabajador rural desaparecido nunca imaginaron que les iba a llevar días poder encontrar su cuerpo. Los homicidas, los partícipes del crimen y quienes contribuyeron con el encubrimiento del hecho hicieron todo lo posible para eliminar cualquier evidencia del caso. 

El duro trayecto que hicieron es un verdadero laberinto que también fue realizado por los asesinos de Espinoza, a quien, una vez asesinado, querían borrar de la faz de la tierra.

El itinerario, realizado por el vehículo de uno de los policías implicados terminó pasando el límite con la provincia de Catamarca, en un precipicio en el que los criminales terminarían arrojando el cuerpo.

¿Como lo mataron? ¿En qué circunstancias? Todo forma parte de una compleja investigación que tiene como sospechosos a ocho policías y un vigilador civil.

 

Mostrar más
Botón volver arriba
Abrir chat