Política

«La calidad ambiental en Tucuman está en crisis»

En sesión el legislador Raúl Albarracín se refirió a la problemática ambiental que viven los tucumanos, los pedidos de informe que fueron presentados por parte del Bloque PJS en la Comisión de Medio Ambiente y cargó contra su presidente, Gerónimo Vargas Aignasse, porque no da curso a los mismos.

La lluvia de hollín se ha transformado en una pesadilla para los vecinos de distintas localidades del interior provincial. Hace unos días trascendieron en medios estas protestas, algunas canalizadas a través de organizaciones intermedias como Ave Fénix, bajo el lema «para que nuestro futuro no se vuelva humo» pobladores de Monteros, de Villa La Trinidad, de León Rougés, de Aguilares y de Alberdi se movilizaron por la contaminación ambiental que afecta a sus localidades.

Para contextualizar la gravedad de la problemática y de la inacción del Estado, Albarracín recordó que ya entre 1982 y 1995 el Laboratorio de Control Ambiental del SIPROSA advertía que la atmósfera del Gran San Miguel de Tucumán, Banda del Río Salí, Yerba Buena y Tafí Viejo estaba cargada de contaminantes particulados de naturaleza carbonosa, causando trastornos y ciertas patologías como ser: enfermedades respiratorias, conjuntivitis bacterianas, rinitis y laringitis alérgicas, como así también algunas afecciones bronquiales.

Además, el parlamentario enfatizó que «desde principios de junio, más de un mes antes de las primeras protestas, desde nuestro bloque presentamos 5 solicitudes ante la Comisión de Medio Ambiente para que, a través de la misma, se pida informes a la Secretaría de Medio Ambiente de la provincia sobre distintas cuestiones relacionadas a la problemática ambiental que afecta a vecinos de distintos puntos de Tucumán. Aún no obtuvimos respuesta y tuvimos que citar al titular de la cartera».

Al finalizar su alocución Albarracín exhortó Vargas Aignasse a dar trámite a los pedidos de informe, «más allá de todos los problemas a los que estamos abocados y que en gran medida preocupan a los tucumanos como la seguridad y la situación socioeconómica, no se puede descuidar la cuestión ambiental. Este no es un tema menor, la calidad ambiental en Tucuman está en crisis. Si los resortes instituciones en la Legislatura hubieran funcionado, la gente no se habría visto obligada a salir a reclamar por esto. El trabajo interno en comisiones es fundamental y esta omisión de tramitar los pedidos de informe implica un deterioro institucional que es equivalente a ignorar un problema que afecta la salud de los vecinos, respecto al cual el pueblo ya se manifestó y está esperando respuestas».

Los pedidos

1. Situación Ambiental de Romero Pozo, Departamento de Leales, tras el riego de caminos y campos con vinaza. Día 9 de junio (Expte: 105-vll-20).

2. Informe Técnico sobre la situación actual del Río Salí (causas de la actual situación negativa, medidas que vienen llevando adelante para el control y monitoreamiento de las cuencas hídricas de la provincia, especialmente en épocas de mayor auge industrial). Día 9 de junio (Expte: 104-VLL-20).

3. El cumplimiento de las legislaciones correspondientes por parte de los Ingenios Azucareros y de los controles que hace dicho Ente a tales industrias. Día 19 de junio (Expte: 109-VLL-20).

4. El Parque Provincial La Florida, sobre extracción de especies arbóreas. Día 16 de junio (Expte 107-VLL-20).

5. Citación al secretario de Medio Ambiente de la Provincia. Día 14 de julio (Expte 127-VLL-20).

Mostrar más
Cerrar
Abrir chat