Economía

Dólar blue récord: qué puede pasar este lunes tras la suba de casi 10 pesos de la semana pasada

La cercanía de las elecciones y la inflación que no da tregua se combinaron en los últimos días para dar lugar a un fenómeno más que recurrente en la Argentina: la suba del dólar blue, que arranca la semana en máximos del año a $195, al igualar su marca histórica nominal lograda hace exactamente un año atrás. Y las previsiones de los analistas apuntan a que la tendencia alcista no se detenga.

El billete paralelo, un mercado acotado, es un termómetro de la incertidumbre y de expectativas devaluatorias que se generan sobre lo que puede pasar tras los comicios del 14 de noviembre.

Si bien el Gobierno insiste en descartar cualquier movimiento abrupto en el segmento oficial del dólar, aún con una brecha que se acerca al 100%, en el mercado se tejen distintas miradas sobre la velocidad en que el peso se devaluará luego del paso por las urnas.

Así varios operadores esperan que esta semana, la presión sobre la cotización paralela se mantenga alta, con lo que el blue puede tocar nuevos máximos nominales.

Por qué se despertó el dólar blue

Con la alta inflación y salarios que pierden mes tras mes contra los precios, poca gente tiene resto para resguardar sus ahorros en moneda dura. Así durante semanas, el billete paralelo estuvo “tranquilo” y con oscilaciones de 50 centavos diarios, hacia arriba o hacia abajo. Recién en los últimos días, y a menos de un mes de las elecciones, la divisa informal saltó en una semana $9.50 y parece haber salido de su letargo.

Eso, explican los economistas, obedece a que además del ruido político, el paralelo está “atrasado” en la carrera 2021 contra los precios o otras cotizaciones de la divisa en el mercado local.

Así el dólar blue solamente subió 16,5% en lo que va de 2021, contra al menos 37% de inflación. En cambio, el dólar mayorista o comercial-que sube a cuentagotas y por decisión del Banco Central- creció 18,1%.

En tanto, el contado con liquidación y el MEP, los tipos de cambio financieros y que tienen influencia sobre el comportamiento del informal, avanzaron 28%.

En ese contexto, el paralelo todavía tiene espacio para “ponerse a tiro” con la inflación e incluso con los otros tipos de cambio que conviven en la Argentina, indican los analistas.

Desde junio pasado, cuando el paralelo comenzó a despertarse, el Gobierno apeló a nuevas restricciones cambiarias sobre las opciones financieras, aquellas que permiten hacerse de divisas mediante operaciones con bonos. El objetivo fue contener la brecha con el oficial, desactivar perspectivas de una devaluación fuerte del peso y planchar al blue cuyos saltos tarde o temprano se termina trasladando a precios.
ç
El jefe del Banco Central, Miguel Pesce, y el ministro de Economía, Martín Guzmán, siguen de cerca los movimientos en el mercado informal. (Foto: Ministerio de Economía)
El jefe del Banco Central, Miguel Pesce, y el ministro de Economía, Martín Guzmán, siguen de cerca los movimientos en el mercado informal. (Foto: Ministerio de Economía)

A principios de octubre, el BCRA y la Comisión de Valores impusieron nuevas restricciones para operar con dólares financieros y modificó en parte el acceso a las divisas para las importaciones.

Con el torniquete sobre los financieros el dólar MEP y el contado con liquidación terminaron el viernes por encima de $179, mientras el segmento libre del CCL, el dólar Senebi, finalizó por encima de US$200.

“El dólar contado con liquidación está en niveles de pánico y el Gobierno tiene que frenar esa nominalidad”
, expresó Alejandro Vanoli, quien fue el último titular del Banco Central durante el gobierno de Cristina Kirchner.

¿Cuánto le falta subir al blue para que el récord sea real?

El récord de $195, que el dólar paralelo tocó el 23 de octubre de 2020 no tiene “el mismo valor” un año después, cuando alcanzó la misma cifra. Por la inflación acumulada en el período, el billete paralelo todavía debería subir unos escalones más para que el máximo sea en términos reales.

Para el economista Fernando Marull, socio de FMyA, el dólar blue debería costar $247 si se tienen en cuenta la inflación y las trabas cambiarias que operan entre el octubre del año pasado y el actual. Otros analistas sostienen que el paralelo debería estar en torno a los $297 para igualar “en términos reales” su máximo histórico.

Qué pasará con el dólar después de las elecciones del 14 de noviembre

La expectativa en el mercado apunta a que tras las elecciones haya una corrección al alza del tipo de cambio oficial y que tenga mayor velocidad a lo que indica el Gobierno. El dólar mayorista acumula un alza de 18,1% en lo que va de año. En el Presupuesto 2021, ratificado en el proyecto para el año próximo, la meta oficial es que el billete llegue a $102,40, 3% por encima del valor actual ($99,39).

Cuando faltan poco más de 60 días para fin de año, cumplir con esa pauta requerirá acelerar el ritmo de devaluación, para pasar de 1% mensual a 1,5%.

Pero los analistas consideran que la depreciación del peso puede ser incluso mayor. El director del Centro de Estudios Económicos de Orlando Ferreres, Fausto Spotorno, pronosticó que el Gobierno convalidará “un escenario de una devaluación progresiva con alguna aceleración”.

“Con tantos controles, se puede evitar un fogonazo. Pero cuando prohibís el dólar, todo el mundo sale a comprar cosas que sean equivalentes a dólares“, estimó en declaraciones a radio Rivadavia. El economista consideró que el Gobierno “va a tratar de reducir la brecha a un 65% entre este año y el que viene, que es donde se siente cómodo”.

Por su parte, José Ignacio Bano, gerente de research de IOL Invertironline, se refirió a la suba del blue y evaluó: “Estamos viendo un fenómeno que va de a poco, pero que es constante” y dijo que hay “bastante consenso en que después de las elecciones podría haber un pequeño salto” en el precio del dólar mayorista.

Artículos Relacionados

Volver al botón superior
Abrir chat